Páginas vistas en total

domingo, 5 de agosto de 2012

¿HA MERECIDO LA PENA VOLVER AL CINE PARA VER LA ÚLTIMA ENTREGA DE EL CABALLERO OSCURO?

Digamos que yo soy un tipo que hace algún tiempo dejó de ir al cine, harto de comportamientos indeseables de algunos espectadores y, por qué no decirlo, cierta pereza. Además, muy pocas cosas de lo que entrenan me interesan realmente como para pagar 7 € y prefiero que aparezca en DVD o BD, que es cada vez antes. Así que, como he contado en alguna ocasión, me hice de una buena pantalla y un buen HC y, aunque con algún tiempo de retraso, lo veo casi todo. 
Pero hoy he vuelto al cine. Animado por la poca afluencia y porque tras quedar maravillado con la anterior entrega, también dirigida por Nolan e interpertada practicamente por los mismos actores -excepto Heath Ledger porque en esta última entrega no aparece el 'The Joker'-, por esos motivos, decía, me animé a ir. 
Y, sí, no hay que negar que saborear ese olor especial a palomitas y el espectáculo de la enorme pantalla y el sonido me han vuelto a deleitar. Para colmo, en las fechas en las que estamos, apenas había público y éste -a excepción de algún niño que se aburría con la película- hoy ha sido correctísimo (me pregunto si no será porque estábamos allí los que no solemos ir casi nunca y aprovechamos estas fechas). Pero, he decir, que la película no me ha deleitado tanto. Un portento de presupuesto, medios, efectos especiales y todo lo demás, pero no me ha llegado a gustar como la anterior. Es más, en algunos momentos -excesivamente larga- me ha llegado a aburrir por predecible y excesivamente peliculera. 
Lógicamente la han salvado sus excelentes interpretaciones, porque nunca decepcionan actores como Gary Oldman, Michael Caine o Morgan Freeman, por hablar de los más veteranos. Interesante también el papel de la "austeniana" Anne Hathaway.
No diré que haya sido un frustado reencuentro, pero cuando salía a la calle sentía que no me estaba perdiendo mucho por no ir de manera habitual a ver pelis a la gran pantalla. Pero, bueno, se trata tan sólo de una opinión y un parecer personal.

4 comentarios:

  1. Yo cada vez voy menos al cine, tanto por el fondo, casi ninguna me interesa y la forma, precio, ambiente ect.
    Es más cómodo, barato y acogedor utilizar los medios que la tecnología pone a nuestro alcance y ver las películas en casa.
    Voy a tener que volver a ver Cinema Paradise para que me vuelva a enganchar a la gran pantalla.
    SaludoSS.

    ResponderEliminar
  2. Alfredo, coincidimos como en otras cosas. Realmente, me sentí raro en el cine y algo aburrido. Realmente he de decir que "al fabricarme" en el salón de mi piso un minicine la gran pantalla casi me sobra.
    ¡Ay! Cinema Paradise. Recuerdo que leí que era la película favorita de Paco Umbral y por eso la compré. Me dije: si ese bicho raro sin sentimientos admira esta película, algo tendrá. Pocas veces he visto una peli como esta, que voy a volver a ver en breve.

    ResponderEliminar
  3. Dilecto amigo, yo soy asiduo al cine de pantalla grande, pero suelo ir aun cine (Albeniz) en donde las personas suelen comportarse. También es cierto que las películas son en versiones originales y con subtitulo y me salen las entradas a 5 euros.Ir al cine ya es un lujo y el 95% de las pelis que veo es vía DVD o DIVX.
    Respecto a la película que nombra, cierto que la anterior entrega fue apoteosica gracias al desaparecido Heath Ledger y esta entrega será mas descafeinada. No dudo en que la veré. Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Lástima que ese tipo de cines, como el Albeniz, no proliferen. En Granada, no existe ninguno comercial de ese tipo. Por lo general, el público de este cine de culto es otra cosa, no van al cine a comer palomitas sino a ver buen cine. Un privilegio amigo Paco tener ese cine a mano.
    Saludos.

    ResponderEliminar

Sin tu comentario, todo esto tiene mucho menos sentido. Es cómo escribir en el desierto.

NADA HAY ESCRITO SOBRE GUSTOS LITERARIOS

   Hace unos días acudí al FNAC del Centro Comercial Nevada de Granada, y a pesar de que no había apenas clientes porque era un día de sem...